Escultura encontrada en Álamo suplirá a Cristóbal Colón en la glorieta de Paseo de la Reforma

México.- A Cristóbal Colón lo suplirá la Joven de Amajac, en la glorieta ubicada en Paseo de la Reforma que actualmente se encuentra sin escultura.

El cambio de Cristóbal Colón por la Joven de Amajac en la glorieta de Paseo de la Reforma fue confirmado por las autoridades de la CDMX.

¿Por qué cambiarán a Cristóbal Colón por La Joven de Amajac?

En conferencia de prensa, Claudia Sheibaum indicó que la escultura de La Joven de Amajac representa a todas las mujeres, pero en particular a las mujeres indígenas, por lo que es mejor opción para sustituir a Cristóbal Colón.

Actualmente, la escultura de “La Joven de Amajac” es exhibida en el Museo de Antropología e Historia como parte de la exposición La Grandeza de México, que se presenta en el Museo Nacional de Antropología con motivo de los 500 años de la caída de Tenochtitlán. A su vez, la escultura de Cristóbal Colón fue retirada para restauración.

El Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) será el encargado se realizar un replica de la escultura La Joven de Amajac, para colocarla en la Glorieta de Cristóbal Colón sobre Paseo de la Reforma.

¿Qué es “La Joven de Amajac”?

La escultura de “La joven de Amajac” fue hallada por habitantes de la comunidad de Hidalgo Amajac, Álamo Veracruz a principios de 2021 dentro de un terreno citrícola.

Con casi dos metros de altura, se piensa que la figura “Amajac” representa a una joven gobernante o una mujer de élite, lo que permite confirmar la participación activa de mujeres gobernantes en la estructura social y política huasteca.

La imagen de piedra caliza de La Joven de Amajac luce tocado y un elaborado atavío, mide 60 centímetros en su parte más ancha y alrededor de 25 centímetros de grosor.

De rostro pequeño, ojos abiertos y huecos, se considera que “La joven de Amajac” llevaba incrustaciones de obsidiana u otra piedra.

Además, “La joven de Amajac” exhibe un tocado alto, un collar al centro del cual se distingue un adorno en forma de gota, conocido como oyohualli, un torso ataviado con una camisa de mangas largas y una larga falda que llega hasta los tobillos y revela el par de pies desnudos.

Fuente SDP NOTICIAS